Saltar al contenido
Hierbaspara – Remedios caseros y plantas medicinales

Cúrcuma: mucho más que un condimento para dar sabor

Seguro que has oído hablar de la cúrcuma, incluso puede que hasta tengas un bote en la cocina para condimentar tus platos. Pero a parte de para dar sabor, ¿sabías que la cúrcuma tiene unas propiedades muy interesantes?

Perder peso, hacer mejores digestiones y proteger el hígado son solo algunas de ellas, ¿quieres conocer más?

Te las contamos todas a continuación.


¿Qué es la cúrcuma?

Se trata de una planta de la familia de las zingiberáceas, estrechamente relacionada con el jengibre. De ella se aprovecha el rizoma, que es el tallo que crece por debajo del suelo, molido y en forma de especia.

Su origen está en el continente asiático, más concretamente en la India, donde se usa para dar color a las comidas y teñir telas desde el año 610 a. C.

El nombre científico es curcuma longa. La primera parte proviene del árabe kourkoum que significa azafrán, ya antiguamente se pensaba que era una variedad de este. Longa proviene del latín longus, cuyo significado es “largo”.

Otros nombres más comunes por los que también se le conoce son:

  • Polluelo.
  • Azafrán cimarrón.
  • Yuquilla.
  • Jengibrillo.

En cuanto a su sabor, prácticamente no tiene. Eso sí, posee un toque picante.

 

Propiedades de la cúrcuma

Pero a parte de para dar color y picante a tus platos, la cúrcuma tiene unas propiedades y beneficios magníficos:

Para que te hagas una idea de lo buena que resulta esta planta para tu organismo, forma parte de la medicina tradicional china e hindú.

 

1. La cúrcuma para adelgazar

Si estás buscando un remedio natural que te ayude a bajar tu peso, esta planta es tu gran aliada.

¿Cómo? Gracias a la curcumina, la sustancia responsable de su color. Gracias a este elemento, se bloqueará la división de células grasas, lo que significa que no aumentarán de número. Además, la curcumina regulará los niveles de azúcar de tu sangre, ayudando a prevenir la diabetes.

Por último, se sabe que gracias a ella, también aumenta la bilis del estómago, la cual se encarga de metabolizar la grasa.

Eso sí, no pierdas de vista que se trata de una ayuda. La única manera de perder peso es haciendo deporte y comiendo de forma saludable.

 

2. La cúrcuma contra el cáncer

Existen varios estudios que demuestran que esta planta es beneficiosa tanto para prevenir como para tratar el cáncer.

Se ha probado que es capaz de disminuir la angiogénesis (la aparición de nuevos vasos sanguíneos en los tumores) y la metástasis (propagación del cáncer).

Pero a parte de tratar el cáncer una vez se manifiesta, también se ha comprobado que ayuda a prevenirlo, sobre todo los relacionados con el aparato digestivo.

 

Cúrcuma: efectos secundarios

Parece increíble que una planta con unos beneficios tan sorprendentes, pueda tener contraindicaciones, pero así es. Existen varias situaciones en las que no está indicada su uso, como por ejemplo:

  • Durante el embarazo: la cúrcuma se desaconseja en este caso, ya que puede provocar sangrados e incluso abortos, ya que puedes darse contracciones en el útero. Tampoco se recomienda durante la lactancia.
  • Si tienes piedras en el riñón: si se te han formado cálculos renales, has de tener en cuenta que esta planta aumenta la segregación de bilis de la vesícula, lo que puede llegar a desplazar las piedras y empeorar la situación.
  • Personas con problemas de coagulación: uno de los efectos secundarios que pueden darse al empezar a tomar cúrcuma, es la aparición de hematomas ante cualquier golpe, sangrado de la nariz y menstruaciones abundantes, todo ello debido a su efecto anticoagulante.

Queremos hacer especial hincapié en este último punto.

Si tienes programada una operación, por pequeña que sea, es muy importante que no consumas esta planta.

Y como es obvio, si padeces de enfermedades relacionadas con problemas de coagulación, su uso esta totalmente contraindicado.

curcuma-para-que-sirve

 

Cómo tomar cúrcuma

Una vez que sabes cuándo sí y cuándo no puedes tomar esta planta, es hora de que sepas cómo tomarla.

La mejor forma, ya que es por la que mejor se absorben todas sus propiedades, [easyazon_link identifier=”B01N4MN3R5" locale=”ES” nw=”y” nf=”y” tag=”hierbas-21"]es en polvo.[/ea[/easyazon_link] la mezclas con un poco de aceite, te asegurarás una completa absorción.

Otra opción es combinarla la cúrcuma con pimienta negra, con lo que obtendrás un mix ideal para tratar las inflamaciones.

Aunque si no te gusta el picante, siempre puedes optar por[eas[easyazon_link identifier=”B01GHSP7N8" locale=”ES” nw=”y” nf=”y” tag=”hierbas-21"]úrcuma en cápsulas,[/easyaz[/easyazon_link]ma mucho más sencilla de tomar y llevar a todos lados.

Y si eres de las personas que disfrutan de un buen te, sentimos decirte que una infusión de cúrcuma no es una buena idea.

Esto se debe a que los curcuminoides (sus principios medicinales) no se disuelven de manera correcta en agua, por lo tanto no estarás obteniendo todos sus beneficios.

 

Recetas con cúrcuma: un café distinto

Si estás buscando un sustitutivo sin cafeína, puedes optar por un “cúrcuma latte“. Se trata de una bebida muy saludable, y nosotros te vamos a enseñar a prepararla 100% natural.

Los ingredientes son:

  • 500 ml de leche (puede ser vegetal si lo prefieres).
  • 1 cucharada de postre de cúrcuma en polvo.
  • Media cucharadita de canela en polvo.
  • Azúcar al gusto (o si lo prefieres, sirope de ágave o arce).

Ahora los pasos que tienes que seguir son:

  1. Pon la leche a calentar sin que llegue a hervir.
  2. Una vez que esté lo suficiente caliente, apártala del fuego y añade los ingredientes.
  3. Si necesitas rectificar, este es el momento.
  4. Para obtener espuma, puedes usar una batidora.

¡Listo! Ya tienes un “café” descafeinado sano y sabroso.

 

Esto es todo sobre la cúrcuma, ¿algo más que decir?

Hasta aquí el post sobre la cúrcuma. Como ves, se trata de mucho más que un condimento para tus platos. Pero ahora te toca a ti:

  • ¿Conocías todos sus beneficios?
  • ¿Ya la has probado y quieres contar tu experiencia?

Quizás conoces alguna otra receta con esta especia que está para chuparse los dedos… si es así, ¿por qué np nos la cuentas en los comentarios?

¡Te esperamos!